d'Economía.net

Spread Trading desmitificado: Dar sentido a la jerga.

El spread trading es una forma popular de operar en los mercados financieros. A menudo lo utilizan los comerciantes profesionales, ya que les permite beneficiarse de las diferencias de precios o del diferencial entre dos o más activos. Sin embargo, el lenguaje utilizado en el comercio de diferenciales a menudo puede resultar confuso para los principiantes. En este artículo, desmitificaremos parte de la jerga asociada con el comercio de diferenciales. ¿Qué es el comercio de diferenciales? El comercio de diferenciales implica tomar posiciones largas y cortas simultáneas en dos o más activos. Estos activos suelen estar relacionados entre sí, como dos acciones diferentes, dos contratos de futuros o dos contratos de opciones. La idea es que el comerciante se beneficie de la diferencia de precio entre los dos activos, en lugar de la dirección del mercado. Explicación de los términos comerciales de diferenciales 1. Diferencial de oferta y demanda: El diferencial de oferta y demanda es la diferencia de precio entre el precio más alto que un comprador está dispuesto a pagar por un activo y el precio más bajo que un vendedor está dispuesto a aceptar. Este margen es un factor importante a tener en cuenta al entrar o salir de una operación con margen. 2. Posición larga: una posición larga significa comprar un activo con la expectativa de que su precio aumente en el futuro. En el comercio de diferenciales, se toma una posición larga en el activo con un precio más bajo y un mayor potencial de ganancias. 3. Posición corta: una posición corta significa vender un activo con la expectativa de que su precio baje en el futuro. En el comercio de diferenciales, se toma una posición corta en el activo con un precio más alto y un menor potencial de ganancias. 4. La Pierna: Una pierna se refiere a uno de los dos activos en una operación de margen. Por ejemplo, si un comerciante está realizando una operación de margen entre dos contratos de futuros, el primer contrato se denomina tramo delantero y el segundo contrato se denomina tramo trasero. 5. Ancho de margen: El ancho de margen es la diferencia entre los precios de los dos activos en una operación de margen. En general, un diferencial más amplio indica más riesgo y un potencial de ganancias potencialmente mayor. 6. Proporción: en una operación con margen, la proporción es el número de contratos negociados en cada tramo. Por ejemplo, si un comerciante realiza una operación de margen entre dos acciones, puede comprar una acción de la primera acción y vender dos acciones de la segunda acción. 7. Margen: El margen es la cantidad de dinero requerida por el corredor para abrir una operación de margen. Se calcula en función del tamaño de la operación y los requisitos de margen del intercambio. Conclusión El comercio de diferenciales puede ser una herramienta útil para que los comerciantes se beneficien de las ineficiencias del mercado. Sin embargo, puede resultar abrumador para los principiantes debido a su lenguaje técnico. Al comprender los términos mencionados en este artículo, los operadores pueden comenzar a entender la jerga asociada con el comercio de diferenciales. Como siempre, es importante practicar la diligencia debida y la precaución al participar en cualquier tipo de negociación.