d'Economía.net

NEGOCIOS ONLINE

Cómo dominar la gestión del tiempo


Hay días en los que desearíamos tener más de 24 horas, especialmente cuando nuestro trabajo se ha acumulado tanto y los plazos se acercan rápidamente. Pero no importa cuánto deseamos tener más tiempo para completar esas tareas, ni siquiera un minuto se agregará a las 24 horas que tenemos en un día. Entonces, lo productivos que seamos se reduce a la eficacia con la que utilizamos nuestro tiempo. En este artículo hablaré sobre la gestión del tiempo y cómo cultivarlo.

¿Qué es la gestión del tiempo?

¿Sabes por qué algunas personas parecen poder aprovechar al máximo cada minuto del día? No es porque puedan ralentizar el tiempo ni nada por el estilo. Han dominado la gestión del tiempo y por eso pueden hacerlo.

El arte de gestionar su tiempo de forma eficaz y exitosa se llama gestión del tiempo. Implica planificar y organizar cómo dividir su tiempo entre diferentes responsabilidades. La gestión eficaz del tiempo le permitirá completar todas sus tareas sin sentirse apurado.

Puede trabajar de manera eficiente y establecer prioridades para ocuparse primero de los trabajos más críticos o urgentes y terminar los menos importantes pero aún importantes más tarde. Como resultado, podrá concentrar su tiempo y esfuerzos en las tareas más importantes. En lugar de trabajar más duro para mejorar la productividad, terminará trabajando de manera más inteligente.

¿Por qué es importante la gestión del tiempo?

Debido a que nos permiten evitar desperdiciar el tiempo y utilizarlo sabiamente, las habilidades de gestión del tiempo son cruciales. Cuando tenemos control de nuestro tiempo, nos volvemos más atentos y eficientes. La rentabilidad sigue a la productividad. Por lo tanto, una gestión eficaz del tiempo podría aumentar sus ingresos. Hay varias ventajas para una gestión exitosa del tiempo:

  • Mayores niveles de productividad
  • Mayor tiempo de ocio
  • Mayor vigor y empuje.
  • Reducción de la tensión o la preocupación.
  • mayor armonía entre el trabajo y la vida personal
  • Concentración mejorada
  • simplifica y facilita las tareas
  • Interrupción reducida

Cómo cultivar la gestión del tiempo

La gestión del tiempo es una habilidad importante que todo el mundo debe tener, ya sea estudiante, trabajador de oficina o padre que se queda en casa, todos necesitamos esta habilidad. A continuación se muestran algunas formas importantes de cultivar la gestión del tiempo:

1. Haz una auditoría de tu tiempo

Lo primero que debe hacer cuando se trata de gestión del tiempo es determinar dónde se invierte realmente el tiempo. Puedes pasar horas realizando tareas triviales sin siquiera saberlo.

Usar una aplicación como Google Calendar para registrar todo lo que haces durante una semana es el método más sencillo para controlar tu tiempo. Después de eso, es posible que vea un informe para ver qué está consumiendo su tiempo. Una vez que tenga esta información, podrá modificarla según sea necesario.

2. Dale a cada tarea una restricción de tiempo.

Para evitar dedicar demasiado tiempo a una tarea o procrastinar, lo mejor es asignar tiempo para la realización de cada tarea. Darle a cada tarea una restricción de tiempo te ayudará a mantenerte concentrado y evitar procrastinar.

3.Haz uso de una lista de tareas pendientes

Divida cada tarea en componentes menores que deben completarse para alcanzar el objetivo mayor o terminar la tarea. Haga listas de todas las tareas cuantificables que deben completarse para cada tarea.

Esto te ayudará a mantenerte concentrado y te dará motivación porque podrás ver lo que ya has logrado y lo que queda por hacer.

4. Deshazte de las distracciones

Habrá distracciones que podrían impedirle realizar la tarea que se supone que debe realizar. Dejarlos a un lado y hacer lo que se supone que debes hacer es la forma más eficaz de lograr la gestión del tiempo.

5. Evita el trabajo a medias

El “trabajo a medias” es el mayor obstáculo para la gestión del tiempo. Significa dividir nuestra atención entre lo que deberíamos hacer y lo que la sociedad nos bombardea. Terminamos por no prestar toda nuestra atención al trabajo que tenemos entre manos.

Se necesita el doble de tiempo para hacer la mitad del trabajo y el resultado es siempre el mismo sin importar dónde o cómo caigamos en la trampa de hacer la mitad del trabajo. Además, nunca estás realmente concentrado en el tema en cuestión y rara vez te comprometes con una tarea durante períodos significativos.

Bloquear todas las distracciones y centrarse en un proyecto es la mejor técnica para evitar la mitad del trabajo.

6. Ajusta tu horario.

Reorganizar su calendario puede ayudarlo a administrar mejor su tiempo. Puede ser que tengas una rutina terrible, razón por la cual no puedes completarla a pesar de dedicarle una gran cantidad de tiempo. Si tiene problemas para administrar su tiempo, reorganizar su calendario podría ser la solución.

Por ejemplo, puede decidir levantarse más temprano, dormir más temprano o dormir más. Observa bien tu rutina diaria y piensa profundamente si hay algo que deba cambiarse.

7.Haz planes para el día la noche anterior.

Levantarse por la mañana sin un plan para el día es una de las peores cosas que puedes hacer. En lugar de concentrarse en las tareas que tiene entre manos, presta atención sin pensar a cosas menos importantes.

Antes de retirarte del día, tómate los últimos quince minutos de la jornada laboral para ordenar tu espacio de trabajo y hacer una lista de las cosas que debes hacer mañana. A primera hora de la mañana, escribe los tres o cuatro problemas más urgentes que deben resolverse hoy durante tu rutina matutina y concéntrate en ellos cuando seas más productivo.

8. Levántate temprano y trabaja en los MIT

Debe abordar sus tareas más difíciles y significativas a primera hora de la mañana, o sus tareas más importantes (MIT) del día.

Hay dos razones por las que esta técnica de gestión del tiempo funciona tan bien. Para empezar, normalmente tienes más energía por la mañana. Por lo tanto, es mejor trabajar en estos proyectos mientras no esté agotado. Puede utilizar esa sensación de logro para pasar el resto del día.

9. Aprenda a subcontratar y delegar.

La subcontratación y la delegación pueden ser un desafío. A algunas personas les resulta difícil delegar tareas en otros. Para otros, enseñar a otra persona a realizar determinados trabajos llevaría demasiado tiempo.

La verdad es que la subcontratación y la delegación reducen la carga de trabajo, lo que le deja tiempo libre para concentrarse en proyectos más importantes o realizar menos trabajo. Asigne tareas a miembros capacitados del equipo o utilice un contratista independiente experimentado.

10. Date descansos entre tareas

Puede resultar tentador seguir trabajando a pesar de lo cansado que esté, especialmente cuando hay mucho que hacer y las fechas límite se acercan rápidamente. Aunque puedas pensar que es más productivo, saltar directamente de una actividad a otra tiene el impacto contrario. Necesitamos tiempo para descomprimirnos y rejuvenecer, ya sea caminando, meditando o simplemente soñando despiertos. El cerebro humano sólo puede concentrarse durante unos noventa minutos seguidos, por lo que no podemos permanecer motivados y concentrados más tiempo sin tomar descansos.

11. Esperar es una pérdida de tiempo

Hay muchas ocasiones en las que perdemos el tiempo esperando, como hacer cola, esperar a que reparen un artículo o esperar para hablar con una persona importante. Todos estos son momentos que podríamos haber dedicado a hacer algo más productivo. En lugar de desperdiciar este tiempo, busque formas de maximizarlo. Por ejemplo, es posible que esté escuchando un podcast o leyendo un libro mientras espera en la fila.

12. Trabajar desde casa

Vestirse para ir al trabajo y desplazarse al trabajo requiere mucho tiempo que podríamos dedicar a otra cosa. Puede que no sea factible para todas las profesiones, pero puede ahorrarle varias horas a la semana.

13. Reduce tus esfuerzos

Algunos de nosotros pasamos demasiado tiempo trabajando duro en cosas innecesarias. Reducir el ritmo, ser consciente de lo que hay que hacer y centrarse sólo en esas cosas son formas de lograr que “menos es mejor”. Cuando trabaje, haga que cada movimiento importe.

14. Concéntrate y organízate.

Una excelente gestión del tiempo significa utilizarlo para ser productivo. Pero no hay nada tan improductivo como tener que buscar objetos perdidos cada cierto tiempo.

Asegúrate de que todo tenga un lugar y que las cosas vuelvan a su lugar correcto. Al final del día, organice su espacio de trabajo y establezca un método para gestionar documentos.

15. Deja de intentar ser impecable

Podemos planificar todo lo que queramos, pero no hay manera de que las cosas salgan perfectamente como las planeamos. Siempre habrá travesuras en el camino. Entonces, si eres perfeccionista, nunca estarás satisfecho. Esto implica que volverás una y otra vez al mismo trabajo. Como consecuencia, no podrá hacer muchas cosas. No todo tiene que ser perfecto, sólo haz lo mejor que puedas y sigue adelante.

16. Aprende a decir “no”

La gestión eficaz del tiempo significa poder completar sus tareas y aún tener tiempo para otras tareas. Sin embargo, tenga en cuenta que su prioridad número uno es su trabajo, por lo que debe aprender a rechazar cortésmente una oferta para pasar el rato o una solicitud de ayuda si esto afectará su productividad.

17. Establece buenos hábitos

Los hábitos que tienes influyen mucho en cómo utilizas tu tiempo. Si tienes muchos malos hábitos en los que pierdes el tiempo, entonces tendrás menos tiempo para hacer cosas productivas.

Conclusión

Debido a que podrá concentrarse y lograr sus objetivos más rápidamente, tener estas útiles habilidades de administración del tiempo puede conducirle a una existencia mejor y más próspera. Haga un uso constante de estas tácticas para aprovecharlas al máximo.

Puede desarrollar una conexión positiva con el tiempo haciendo, priorizando y organizando las tareas del hogar un hábito diario. Una vida exitosa y significativa depende de esto.



MakeMoney.ng

RELACIONADOS